domingo, 26 de enero de 2014

Una oración especial por la paz y fraternidad entre los pueblos.

Lima, ene. 24 (ANDINA). Las conferencias episcopales de Perú y Chile pidieron hoy que el próximo fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya sobre el diferendo marítimo sea una gran oportunidad para fortalecer la convivencia fraterna y profundizar las relaciones de cooperación entre ambos países.
ANDINA/Melina Mejía
ANDINA/Melina Mejía

"Con una mirada esperanzadora hagamos de este momento una gran oportunidad", señala el pronunciamiento. 

Al destacar las declaraciones de las autoridades y los distintos sectores de cada país, respecto a la próxima sentencia del citado tribunal, expresaron su confianza en que "se mantenga un clima de respeto y serenidad". 

"Esperamos que la determinación  de la Corte Internacional de Justicia de la Haya sea asumida por ambas partes. Confiamos en que la convivencia fraterna, tarea de todos y de siempre, se vea fortalecida y consolidada entre nuestros dos países", señala el documento.

El lunes 27, la corte de La Haya emitirá su veredicto sobre el diferendo en el que Perú pide que se defina el límite marítimo y Chile alega que el tema ya fue zanjado por los acuerdos pesqueros de 1952 y 1954.

Los obispos peruanos y chilenos abogaron también por avanzar hacia una decidida integración y recordaron la declaración conjunta emitida en julio pasado, en la que destacaron que las relaciones "solo podrán seguir ampliándose y mejorando en la realización de nuestra identidad común”.

Resaltaron los innumerables aspectos que unen y seguirán uniendo a ambos pueblos a lo largo de la historia, y señalaron que eso está más allá de las delimitaciones territoriales y la jurisdicción de los Estados.

Por último, invitaron a las comunidades católicas de ambas naciones a elevar una oración especial por la paz y fraternidad entre los pueblos. 

(FIN) GCO/GCO
GRM

No hay comentarios:

Publicar un comentario